Día Mundial del Medio Ambiente: la industria y el reto de volverse más ‘verde’ con Inteligencia Operativa

Día Mundial del Medio Ambiente: la industria y el reto de volverse más ‘verde’ con Inteligencia Operativa

El próximo 5 de junio se conmemora el Día Mundial del Medio Ambiente, fecha decretada en 1974 y que busca concientizar sobre la importancia de los problemas ambientales. En el marco de esa fecha, es importante señalar que la industria requiere volverse más sustentable y que las empresas necesitan convertir a sus operaciones en procesos más ‘verdes’ con el fin de reducir el impacto ambiental que generan.

Actualmente, de acuerdo con datos de la UNAM, en la Zona metropolitana Del Valle de México se generan 30 millones de toneladas de dióxido de carbono de las que el 17 por ciento provienen del sector industrial. Lo anterior es tan solo una de las cifras que convierten a México en uno de los principales países contaminantes del mundo, ya que de acuerdo con el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) el 68% de las emisiones globales provienen de 10 naciones entre las que figura nuestro país, contribuyendo con el 1.68%.

Lo anterior tiene distintas repercusiones entre las que destaca el cambio climático, un desafío que pone en riesgo la salud, la seguridad alimentaria y energética, así como el acceso al agua de millones de personas en México y el mundo.

Existen distintas maneras en las que la inteligencia operativa ha aportado para conseguir esos objetivos. Es decir, mediante la gestión de datos en tiempo real, los operadores tienen una visión completa y ampliada de lo que sucede al interior de la organización y pueden anticiparse a fallas o errores que puedan generar daños irremediables o incumplimientos regulatorios en el futuro. 

Cabe mencionar que las regulaciones a la industria son distintas en cada país, por lo que es ideal que cada compañía determine la estrategia más efectiva en términos de la industria a la que pertenece, su impacto ambiental y los lineamientos gubernamentales que debe acatar.

Un caso de éxito es Dolphin Energy, una compañía de Emiratos Árabes Unidos que logró obtener informes detallados de sus emisiones contaminantes en tiempo real gracias a la implementación de PI System. Con esos datos, la firma generó índices clave de desempeño (KPIs) en tiempo real y logró monitorear sus niveles de emisiones de gases de efecto invernadero para no caer en incumplimientos regulatorios y así mitigar el riesgo comercial asociado a dichas emisiones. 

Otro ejemplo es Mondi, una fábrica de productos de papel europea que produce alrededor de 550,000 toneladas de papel al año. Conscientes de su impacto ambiental, implementaron PI System y lograron identificar qué activos eran las principales fuentes de emisiones contaminantes y el tiempo en el que generaban esos gases. Gracias a la visibilidad obtenida y a los datos en tiempo real, la empresa mejoró sus KPIs ambientales entre 5% y 7.5%, además de ahorrar 62,000 euros anualmente.

Cuidar el agua también es una manera de impactar positivamente al ambiente y evitar el cambio climático. Un ejemplo es lo conseguido por la Comisión Regional de Agua de Halifax, en Canadá. La dependencia integró la recopilación y análisis de datos en el procesamiento, filtrado y monitoreo de los flujos de agua de la ciudad con el objetivo de identificar fugas y evitar las pérdidas. Ahora, Halifax Water ahorra 40 millones de litros de agua al día que anteriormente eran desperdiciados.

En conclusión, las empresas e industrias aún están a tiempo para tomar acciones y apoyarse de la tecnología para reducir las emisiones y los gases de efecto invernadero. El camino aún es largo, pero la adopción de este tipo de soluciones es cada vez más común y se han convertido en una necesidad para las operaciones cotidianas de las industrias en distintos niveles.

About the Author

Mi personaje favorito es Mario. Apasionado del cine, videojuegos y la música.