Agregación financiera más identidad, desafiando los límites de la nueva economía de datos.

/COMUNICAE/ El desarrollo del Open Finance ha sido tal que, se calcula que este año, los negocios basados en este modelo supondrán 9 mil 500 millones de dólares, según datos de la consultora PwC
La Agregación Financiera y no financiera es la terminología utilizada para referirse al proceso de intercambio de data entre entidades financieras con terceros, a través de interfaces abiertas (APIs) y bajo la autorización del cliente final. Y este proceso ha sido clave para el desarrollo de la nueva economía de datos (Open Finance), por varias razones.

La primera y la más obvia es que el intercambio de data les ha permitido a las entidades financieras mejorar sus productos y servicios. Por ejemplo, por medio de la agregación, las entidades ahora pueden acceder a procesos de validación más rápidos y seguros para el otorgamiento de préstamos o la aprobación de tarjetas de crédito.  

Por otro lado, la agregación ha dado pie a la creación de nuevos productos y servicios. Esto porque, con este esquema, las entidades financieras tradicionales, como los bancos, ahora pueden asociarse con otras entidades para ofertar nuevos productos. O al revés, empresas de tecnología como las Fintech pueden utilizar la data de los bancos para desarrollar nuevos servicios.

El desarrollo del Open Finance ha sido tal que, se calcula que este año, los negocios basados en este modelo supondrán 9 mil 500 millones de dólares (mdd), según datos de la consultora PwC 1.

Relevancia de la Biometría
La Agregación Financiera es la columna vertebral de la nueva economía de datos. Sin embargo, el desarrollo de nuevas herramientas financieras basadas en este modelo no sería posible si no existieran mecanismos eficaces de seguridad.

Y es que, no es ningún secreto que la digitalización y el cada vez mayor uso de datos ha sido equiparable al incremento de delitos informáticos. Por ejemplo, tan solo el robo de identidad incrementó 54% en el año 2021, frente al 2020, según cifras de la Comisión Nacional para la Defensa de Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

Ante este contexto, soluciones como las de Biometría y Blockchain se han hecho indispensables para el desarrollo seguro de la nueva economía de datos, pues estas tecnologías han permitido que las entidades financieras, entre otras empresas, dispongan de métodos eficaces para blindar sus soluciones.

La Biometría, por ejemplo, se ha convertido en una herramienta clave para validar el acceso personal a aplicaciones bancarias. Y también se utiliza cada vez más por instituciones públicas, como método de identificación.

De hecho, se estima que el mercado de las tecnologías biométricas pasará de valer 43 mil millones de dólares (mdd) este año 2022, a 83 mil mdd en el año 2027, según proyecciones de Statista

2.El Blockchain, por otro lado, al ser una base de datos descentralizada sustentada en la criptografía, ha permitido la rastreabilidad y detección de fraudes. Y esto, aunque en menor medida que la Biometría, ya ha comenzado a tener aplicaciones dentro de la nueva economía de datos.

El pronóstico
En resumen, la integración de la agregación financiera y no financiera por un lado y, la adopción de tecnologías como las de Biometría y Blockchain, por el otro, están promoviendo el desarrollo de la nueva economía de datos. Y en México, ya hay empresas que ofrecen soluciones de este tipo.

Dicio, por ejemplo, es una empresa que brinda soluciones de identificación digital basadas en Biometría, Inteligencia Artificial (IA) y Blockchain. Y estas soluciones son adecuadas para las empresas que desean integrar procesos como los de apertura remota de cuentas, validación biométrica desde dispositivos móviles o procesos de onboarding con validación de firmas y documentos digitales. 

ATD, por otro lado, es una compañía mexicana que brinda soluciones de agregación de datos financieros y no financieros, categorización de datos y generación de modelos & scores.

En conclusión, con la oferta de soluciones como las proveídas por ATD y Dicio, las entidades mexicanas ahora disponen de data estratégica para la optimización o creación de nuevos servicios, y de nuevas tecnologías (Biometría y Blockchain) para asegurar su viabilidad, incluso remota. El horizonte de lo posible se ha extendido para el sector financiero. Y es más que razonable señalar que las entidades que no transiten hacia la evolución de sus modelos quedarán relegadas.

Visitar: https://accionamostusdatos.com/

Por: Miguel Espinosa Rescala CEO de ATD

Fuentes

1. https://www.pwc.co.uk/industries/financial-services/insights/seize-open-banking-opportunity.html

2. https://www.statista.com/statistics/1048705/worldwide-biometrics-market-revenue/
Fuente Comunicae

279 Views
Scroll to top
Close
Browse Categories
Browse Tags